Publicidad

Nueva denuncia de falta de psiquiatras en el Hospital Viladerbó

Las planillas de trabajo, a las que accedió El País, confirman la escasez de estos especialistas; el hospital tiene un promedio de un poco más de 300 pacientes internados.

Hospital Vilardebó
Hospital Vilardebó. Foto: Fernando Ponzetto - Archivo El País

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

Otra vez hay denuncias de faltas de psiquiatras en el Hospital Vilardebó . “Los domingos de noche no hay psiquiatras en la emergencia del hospital”, dijo un profesional médico con ésta especialización que trabaja allí, y que prefirió el anonimato.

Las planillas de trabajo, a las que accedió El País, confirman la escasez de estos especialistas. También muestran noches con un solo psiquiatra, ausencias frecuentes los sábados y los domingos de tarde, y algunas más entre semana.

En la emergencia está previsto que atiendan cuatro psiquiatras de 8:00 a 20:00 horas y dos de noche, de 20:00 a 8:00 horas. “Esa dotación rara vez se cumple”, sostuvo José Minarrieta, dirigente del Sindicato Médico del Uruguay (SMU). “Hay un problema para cubrir las guardias y los que quedan no quieren estar solos”, contó el dirigente.

En el registro de los horarios nocturnos de los domingos se repiten las casillas sin nombre. El pasado domingo, por ejemplo, en las horas previstas para la noche, hay una indicación de licencia y en la otra no hay nombre. Lo mismo en la del 30 de octubre, el 23 y el 16 y el 9 de ese mismo mes.

Por las noches, hay un médico general que está destinado a la atención de los pacientes internados y los ingresos, confirmó el especialista que trabaja en el centro. La atención durante el día se reforzó con un médico general que se sumó para coordinar la atención. “Por supuesto que un médico general puede atender, pero no tiene la experiencia ni la formación específica para una crisis de salud mental”, concluyó el especialista.

El problema se disparó este año, tras la renuncia de 11 psiquiatras que se dieron a lo largo del primer semestre.

Una comisión de trabajo formada por representantes de la Sociedad de Psiquiatría, Salud Mental de ASSE y el SMU está trabajando para alcanzar la cobertura del área, ajustando las condiciones de los llamados y alentando a que los especialistas se presenten. En este momento se están abriendo concursos, confirmaron desde el SMU.

Mientras tanto, se apela a la emergencia móvil de ASSE con un médico general o se deriva al hospital Pasteur.

El psiquiatra que trabaja en el Vilardebó planteó que el centro muchas veces se ve desbordado y que debería descentralizarse más la atención. “Llegan pacientes de todo el país, de otros centros, del INISA, de las cárceles, a veces nos desborda”, afirmó.

También describió problemas edilicios que, según sus palabras, provoca que “higiénicamente no parezca un hospital”. Dijo que varios sectores no se pueden utilizar, que la comida es mala “con pocas proteínas o verduras, dan guisos, fideos”.

Además, contó que ha percibido un aumento en la demanda de atención. La mayoría llega por consumo de sustancias, intentos de suicidio, patologías psiquiátricas crónicas, depresión.

También señaló una suba en las consultas de adolescentes, por trastornos del ánimo y de conducta, crisis, violencia, y también por intentos de autoeliminación.

El hospital tiene un promedio de un poco más de 300 pacientes internados.